Cables y Fundas

Hay 89 productos.

Los cables y fundas de cambio y de freno para bicicletas, forman parte indispensable del buen funcionamiento de las bicicletas, ya que, son los encargados de ejecutar la acción que realizamos al frenar o cambiar de marchas, por ello es indispensable tener estos componentes en buen estado para evitar agripamiento y una excesiva dureza al accionar tanto frenos como cambios de la bicicleta.

Mostrando 1 - 25 de 89 productos

Fundas de cambios y frenos para bicicletas

Es muy importe que las fundas tanto de freno como de cambio se encuentren en perfecto estado para que, su función sea más fluida y no se agarre teniendo una sensación de atasco.

Fundas de frenos

Las fundas de Freno para bicicleta cuentan con un diámetro mayor, ya que los cables de freno son más gruesos, por norma general que los de cambio, ya que, necesitan aguantar más presión con la frenada que los de cambio. Las fundas de freno se componen de un tubo de teflón recubierto por una malla metálica, que en el caso de los frenos es en espiral, para que sea flexible pero a la vez resistente y que nos permita ejercer curvatura en las diferentes posiciones de la bicicleta.

Fundas de cambio

Las fundas de cambio son iguales que las fundas de freno pero, con la diferencia de ser de un diámetro menor y la malla metálica no es un espiral, es recta consiguiendo así una mayor fluidez en los cambios.  Las fundas deben llevar en sus extremos unos topes de funda, que se encargan de que la funda asiente bien y no se deforme con el uso.

Cables de cambio y frenos de bicicleta

Los cables de cambio se caracterizan por tener una cabeza más pequeña y un grosor menor, ya que, las fundas de cambio son más estrechas y su uso no necesita ejercer mayor fuerza como es el caso de los frenos.

Cables de Cambio

Los cables de freno para bicicleta y cables de cambio, van por el interior de las fundas y son los encargados de accionar tanto el sistema de frenos, como para poder subir o bajar piñones y platos en la bicicleta.

Cables de Freno

Los cables de freno suelen ser más gruesos y con una cabeza más ancha, exceptuando los cables de freno para bicicletas de carretera que son muy similares a los de cambio, ya que, pasan por sitios más estrechos que los de MTB.